Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

comunicacion interna-y-el-nuevo-modelo-de-liderazgoProcess Com España organizará en Madrid unas jornadas de formación dirigidas a coaches profesionales o en curso de formación los próximos 23, 24 y 25 de noviembre, impartidas por Aliocha Mussy, Directora de Process Com España. El PCM (Process Communication Model) es la herramienta imprescindible para la gestión exitosa de estos procesos, ya que proporciona las habilidades efectivas para comprender las necesidades motivacionales de cada individuo y permite individualizar la comunicación en concordancia. Es un modelo basado en la observación y el análisis de los comportamientos verbales y no verbales que actúa como un verdadero catalizador en las relaciones interpersonales. Más allá de facilitar un diagnóstico de quiénes somos y cómo funcionamos, el PCM da claves concretas para ejercer un liderazgo efectivo y saber motivar eficazmente a los equipos.

Los problemas de comunicación son mucho más frecuentes de lo que se suele reconocer, muchas veces parece existir un muro infranqueable en el proceso comunicativo, lo que hace difícil conseguir hacer que se comprendan los propios argumentos y resulta casi imposible entender los razonamientos de los otros. ¿Hablamos idiomas diferentes?

En las empresas sucede lo mismo. Todos sus componentes interaccionan diariamente y la comunicación no siempre es efectiva. Si a ello se añaden las situaciones de estrés propias del entorno laboral, las circunstancias empeoran. Las organizaciones deben, sin embargo, confiar en la eficacia de las relaciones interpersonales a diferentes niveles para garantizar el buen funcionamiento de sus equipos directivos, de sus departamentos, de sus relaciones con los clientes, en definitiva, de sus negocios. Parece demostrado que cuando todos los empleados se comunican efectivamente, los niveles de productividad y ventas aumentan.

Según un estudio de SIS International Research, el 70% de las pymes identifican como problema primario la falta de comunicación efectiva. Como ejemplo, en el mismo estudio se afirma que una empresa de 100 empleados o menos pierde una media de 17 horas a la semana clarificando temas ya discutidos. De acuerdo con una encuesta de Gallup, el 71% de los empleados a nivel global no se sienten motivados para realizar su trabajo. Ese dato resulta llamativo en un momento en el que se pide a los ejecutivos que lleven a cabo acciones con el fin de elevar el nivel de compromiso de los empleados y consigan que los equipos se involucren y colaboren de forma exitosa. No podemos olvidar que los empleados son uno de los públicos clave de las empresas y por ello se deben incluir en los planes de relaciones públicas de las empresas, creando acciones de comunicación interna específicas para conseguir aumentar su motivación e implicación.

Por otro lado resulta de vital importancia que los directivos dominen técnicas para comunicar sus metas de forma clara y concisa y que motiven e inspiren a los empleados en la consecución de resultados. Esto puede mejorarse con formación a cargo del equipo de comunicación y RRPP de la empresa o subcontratando una agencia especializada.

El presidente de los Estados Unidos Dwight Eisenhower, definió el liderazgo como la habilidad de convencer a los demás para que hagan lo que uno desea que hagan porque ellos mismos desean hacerlo. Un buen líder sabe qué hacer y cómo hacerlo, un líder excepcional sabe qué hacer, cómo hacerlo y cómo comunicarlo.

El liderazgo está relacionado en gran medida con los comportamientos y los comportamientos son la clave a la hora de ejercer una influencia en los demás. No se trata sólo de desarrollar sus conocimientos o capacidades técnicas sino de saber crear una atmósfera motivacional y de aprendizaje que impulse el desarrollo del potencial y las competencias de los componentes de sus equipos. Todo ello requiere un esfuerzo de adaptación del comportamiento y del mensaje por parte del líder para adecuarse a las circunstancias cambiantes de los proyectos y a las diferentes personalidades de los integrantes de los equipos.

Por todo ello se debe tener muy en cuenta al equipo de comunicación y permitirle que estudie y defina los mensajes correctos y su forma de difusión dentro de la empresa.

Compartir en Menéame

Compartir

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to StumbleuponSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
Joomla SEF URLs by Artio