Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

google-plus-marketing-futuroEn un mundo digital copado por la actividad en las redes sociales, los movimientos y transformaciones suceden muy rápido, tanto que cuando miramos atrás es difícil recordar cuántas novedades e innovaciones quedaron en el camino, en tan solo unos pocos años.

La llegada de Google+ al panorama digital hace algo más de tres años significó el esperado lanzamiento de una última gran red social, no una red cualquiera, sino la del gran gigante americano que dominaba plácidamente el mercado de los buscadores.

Las expectativas eran muy altas y Google+ no defraudó. La red social contaba con la gran ventaja de su integración en un completo ecosistema de plataformas y aplicaciones, que le proporcionaba una escalabilidad y proyección por encima del resto.

Un problema de posicionamiento

El mayor problema al que se enfrentaba Google+ no era de diseño o funcionamiento, sino de marketing. ¿Cómo posicionarse en un mercado ya saturado y dominado por una gran red social (Facebook) y altamente competitivo y diferenciado con otras plataformas como Twitter y Linkedin?

Cualquier profesional del marketing sabe que por norma general, atacar al primero no resulta una buena idea. Todo pasa por conseguir un posicionamiento basado en valores diferenciados, en distanciarse claramente de la competencia con una oferta distinta. A veces es preferible ser el segundo que luchar inútilmente por conquistar el terreno del primero.

Siempre he pensado que Google+ es una red con un potencial enorme, que puede ser aprovechado por marcas y empresas con fines comerciales, además de ser un lugar donde crear una red de contactos utilizando los círculos, una manera elegante de seleccionar los grupos con los que conversar que va más allá de las amistades y familiares, algo más típico de redes como Facebook.

Conseguir clientes sí, pero no a cualquier precio

Google apostó por una política agresiva para aumentar su base de usuarios, obligando a los usuarios de Gmail a crear una cuenta en Google+, algo que además de molestar a muchos usuarios, condujo a conseguir un enorme crecimiento artificial, basado en numerosos perfiles que en el peor de los casos se comportaron como como zombies inactivos.

Después de un tiempo intentando solucionar el problema la compañía se ha desmarcado de esta práctica desvinculando su estupendo gestor de correo de la red social, reconociendo en parte un error señalado por muchos.

La medida viene precedida de otras como la de separar la reputación de los autores del ranking SEO, es decir, conectar las publicaciones con el autor de las mismas, dejaba de ser un factor de posicionamiento. Google abandonaba una medida que apenas era utilizada por el 30% de los editores, según un estudio.
Estos cambios han significado para muchos un indicador del declive de la red social, aunque quizá se traten sólo de conclusiones precipitadas y erróneas.

Larga vida para Google+

A pesar de las dudas sobre su futuro he aquí algunos factores por los que no será tan fácil acabar con Google+:

El SEO ha sido una de las justificaciones habituales para usar Google+. Muchos editores y empresas han utilizado la plataforma MyBusiness no sólo para dar mayor visibilidad a sus publicaciones, sino también para mejorar su posicionamiento.

 No se puede pasar por alto que el +1 es un factor tenido en cuenta por los algoritmos de Google como medida de relevancia, que sirve para mejorar los resultados de búsqueda y que los spiders de Google rastrean la red social mucho más rápido que el resto de sitios web, algo fundamental para aparecer antes en los resultados de búsqueda.

Google+ sigue poseyendo potentes herramientas como Hangouts, una utilidad especialmente adecuada para profesionales y empresas aunque la competencia aquí también es dura. Skype reaccionó rápidamente integrando sus chats de grupo con Facebook.

La tendencia actual se orienta hacia grandes redes sociales compuestas de distintas y variadas aplicaciones y plataformas capaces de ofrecer diferentes soluciones. Las adquisiciones de Instagram y Whatsapp por Facebook o Vine por Twitter son un ejemplo de ello y en este sentido Google+ junto con Youtube posee el ecosistema más completo y escalable.

Google+ es una buena fuente de datos para Google que ayuda a mantener el liderazgo en la publicidad online. Google cuasi monopoliza el sector con su enorme red publicitaria (Adwords) de anuncios contextuales y de display, un terreno donde Facebook empieza ahora a mostrar sus cartas.

Por todo ello y a pesar de que la marca Google+ pueda estar algo tocada, como red social resulta un estupendo aglutinante o catalizador para todos los elementos del ecosistema de Google (Maps, Street View, Photo Sphere, Youtube..).

Mucho se ha especulado y se continuará haciendo sobre el futuro de Google+. Parece que a pesar de los cambios y rectificaciones, la red social tiene aún un largo camino por delante. La clave reside en conseguir aumentar la participación, algo en lo que la red social siempre ha andado por detrás del resto, y nada mejor para ello que centrarse en construir una base de usuarios activa y comprometida.

Compartir en Menéame

Compartir

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to StumbleuponSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

Comentarios   

0 #1 Borja Girón 30-09-2014 14:16
Mucho tiene que cambiar Google + para no seguir siendo la última de la fila. Sólo la usan frikis con conocimientos SEO.
Citar

Artículos relacionados

Seguir

 

 twitter black google plus black linkedin blackrss blackkyoutube blackdelicious black pinterest black facebook black

Síguenos en Flipboard

Marketing Actual

Este sitio utiliza cookies para mejorar la navegación y mostrarle información comercial. Puede ampliar la información sobre nuestra política de cookies aquí. Saber más

Acepto