Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

youtubers brandtube

Una productora española crea Brantube, la primera plataforma que pone en contacto empresas que necesitan gestionar y alimentar su canal corporativo de Youtube con youtubers que quieran profesionalizar su actividad.

Youtubers y empresas deben registrarse en la plataforma que será la encargada de seleccionar, igual que una agencia de talentos, a los influencers más apropiados y que mejor encajen con el producto, sector, comunicación y presupuesto de la empresa-cliente.

Actualmente, la base de datos cuenta con 1.400 youtubers españoles y de países latinoamericanos y alrededor de 650 empresas.

Cuando el youtuber y la empresa encajan se firma un contrato en el que se estipula el trabajo a realizar por el influencer, es decir el número de vídeos al mes y la remuneración que recibirá por cada uno. Se trata de un primer paso para acabar con la publicidad encubierta que tanto debate genera por su carácter alegal cuando se da en las redes y medios sociales. El youtuber dejará de promocionar productos de una marca de forma soterrada, ahora podrá trabajar abiertamente para el canal de la marca, creando vídeos remunerados y convirtiéndose en la imagen de la marca en Youtube.

Los youtubers pueden fijar sus precios, deben enviar a la plataforma una tabla de precios por la creación de los vídeos, al igual que los anunciantes determinarán su presupuesto destinado a Youtube. Según Brandtube el precio oscila entre 50 y 70 euros por vídeo. Dependiendo de la producción, el negocio para el youtuber puede ser más o menos fructífero. A priori, la cifra es baja ya que hablamos de un producto audiovisual que se le presupone un mínimo de calidad para que la imagen de las marcas no se vea dañada. Como en cualquier mercado, dependerá de la oferta y la demanda, es decir de lo difícil que sea encontrar un youtuber que concuerde con la marca y de que estos no tiren los precios y valoren su trabajo tanto técnico como creativo. Un trabajo de este tipo bien hecho tiene gran valor.

La mayoría de las empresas quieren promocionarse a través del vídeo, pues es uno de los formatos más consumidos por los usuarios, pero tener un canal actualizado es un trabajo arduo y costoso. Esta plataforma tiene sus pros y contras, como punto positivo la marca consigue tener un flujo de vídeos que el youtuber sube según un calendario y consigue realizar publicaciones periódicas y constantes algo positivo para el posicionamiento en Youtube. La parte negativa está en que se deja la comunicación de la empresa en manos de personas que tienen experiencia en la creación de vídeos low cost pero no son especialistas en comunicación corporativa, publicidad o RRPP, lo que acarrea un riesgo para la empresa. Toda publicidad se diseña a partir de unos objetivos y estrategia creativa, ¿formará el youtuber parte de este proceso de planificación? Lo barato al final puede salir caro.

Además de la selección que hace la plataforma, también existe un tablón de anuncios donde se cuelgan las propuestas laborales para que los youtuber estén informados y puedan optar a ellas.

Por otro lado, los beneficios de publicidad que puedan surgir de las inserciones publicitarias que Youtube hace en los vídeos serán íntegramente para la empresa.

Compartir en Menéame

Compartir

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to StumbleuponSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

banner suscrip horiz

Artículos relacionados

Seguir

 

 twitter black google plus black linkedin blackrss blackkyoutube blackdelicious black pinterest black facebook black

Envía tu post

Envía tus artículos

Síguenos en Flipboard

Marketing Actual

Este sitio utiliza cookies para mejorar la navegación y mostrarle información comercial. Puede ampliar la información sobre nuestra política de cookies aquí. Saber más

Acepto